El gobierno responsabiliza a la oposición por el repunte de la crisis y señala un intento de desestabilización

El presidente Mauricio Macri hoy en la residencia de Olivos, donde pasó a saludar y dialogó con senadores nacionales que compartieron un almuerzo de trabajo con la vicepresidenta Gabriela Michetti; el jefe de Gabinete, Marcos Peña, el senador nacional Miguel Ángel Pichetto y funcionarios del Gobierno nacional. Foto NA

En medio de un contexto electoral complejo para el Gobierno, funcionarios y dirigentes de Juntos por el Cambio atribuyeron hoy el clima de inestabilidad económica a una supuesta intención del Frente de Todos de querer “prender fuego todo”.

El Gobierno consideró que las versiones sobre la supuesta preocupación del FMI por un “vacío de poder” (que la propia entidad desmintió) y el comunicado del candidato presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández, que responsabilizó tanto al oficialismo como al organismo de crédito, llevaron a una nueva disparada del dólar y suba del riesgo país.

Uno de los primeros en apuntar en esa dirección fue el candidato a vicepresidente de Juntos por el Cambio, Miguel Pichetto, quien aseguró que hubo “actores muy cercanos a Alberto Fernández que le han aconsejado al Fondo no hacer el desembolso que estaba programado”, de 5.400 millones de dólares.

“Hay gente muy cercana a él que también ha hablado con acreedores, bonistas e instituciones bancarias de Nueva York y que han aconsejado o ante la pregunta si creían conveniente hacer la remisión de los fondos tuvieron un silencio de sepultura que sugiere que es mejor que no se mande”, agregó el senador en declaraciones a FM Metro.

En este sentido, Pichetto sostuvo que “hay dos visiones: una moderada y otra prende fuego todo, que tiene actitudes de ruptura que van a impactar en el bolsillo de los argentinos”, y afirmó que, en contraste, el presidente Mauricio Macri “ha tenido un marco siempre de diálogo y de prudencia”.

“El 27 de octubre la sociedad va a elegir y también va a evaluar conductas que se están desarrollando ahora”, advirtió el compañero de fórmula de Macri, al vincular la situación político-económica actual con los comicios presidenciales.

Además, sostuvo que a la candidata a vicepresidenta del Frente de Todos, Cristina Kirchner, “no le interesa ningún mecanismo de diálogo razonable, democrático, de cumplimiento de acuerdo o reglas o de estabilización de la moneda” y agregó: “Entiende que es un tema del Gobierno y que el Gobierno lo arregle como pueda y si todo vuela por el aire, mejor”.

Más temprano, la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, sostuvo que “la semana pasada” Fernández apareció como “un candidato a presidente buscando moderación y diálogo” y “ahora se ve a Alberto Fernández sacando un comunicado incendiario contra el Fondo Monetario; algo pasó”.

En declaraciones a la señal A24, la ministra evaluó que ese cambio se debe a que “no está en sus manos la conducción” del Frente de Todos y, en una alusión al kirchnerismo, agregó: “Salió con un discurso explosivo, incendiario, hubo alguna conducción en el medio que le dijo ‘cambiá el discurso'”.

“Cristina y el kirchnerismo están detrás de la fórmula Fernández-Fernández. Ellos tienen el egoísmo de que en la medida que todo esté peor, mejor. ‘Cuanto peor para la sociedad mejor para mí’ sostienen y por eso esta actitud incendiaria”, sentenció Bullrich.

La idea de que el kirchnerismo busca “desestabilizar” al Gobierno en el camino a las elecciones presidenciales de octubre también dominó en gran medida la reunión que Macri mantuvo este miércoles con el bloque de senadores nacionales del oficialismo en la residencia de Olivos.

Al término de la cumbre en la que también estuvieron el jefe de Gabinete, Marcos Peña, y el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, el presidente de la bancada de Juntos por el Cambio, el radical Luis Naidenoff, manifestó que “es evidente que hay sectores que quieren desestabilizar”.

Según dejó trascender el Gobierno, durante la reunión hubo importantes coincidencias sobre esta idea, apoyadas en el comunicado del Frente de Todos, en la reunión de Fernández y su equipo con emisarios del organismo y también en la demanda que presentaron gobernadores peronistas en la Corte Suprema de Justicia contra el decreto presidencial que estableció, entre cosas, la eliminación del IVA sobre la canasta básica.