En su debut nacional, los candidatos “provida” lograron llegar a octubre

Los candidatos a presidente y vicepresidente por el Frente NOS, Juan José Gómez Centurión y Cynthia Hotton, tras los primeros resultados de las PASO.

En su debut electoral a nivel nacional tras tomar protagonismo durante el debate sobre la despenalización del aborto, el espacio “provida” tuvo un aceptable desempeño, ya que superó las primarias y competirá en las generales del 27 de octubre.

Pese a que la única “propuesta” presentada durante la campaña era “defender las dos vidas” y destacar que no había ningún “verde” en sus listas, el Frente Nos obtuvo en los comicios del pasado domingo un total de 642.636 votos, es decir 2,63 por ciento, de acuerdo al escrutinio provisorio.

Con esa cifra, la fórmula Juan José Gómez Centurión-Cynthia Hotton superó el piso del 1,50 por ciento que establece el Código Electoral Nacional a modo de “filtro”.

Si se analiza el desempeño “provida” en cada provincia, el mejor resultado porcentual lo obtuvo en Misiones, donde con 35.355 votos se quedó con el tercer lugar gracias a sus 5,38 puntos: la misma posición consiguió en Chaco, aunque fue con 4,80 por ciento (26.639 votos).

En tanto, las peores cosechas en la tabla final se registraron en la Provincia y la Ciudad de Buenos Aires, quedando en el sexto lugar en ambos distrito: 1,86 por ciento (171.361 sufragios) y 1,17 (22.592 votos), respectivamente.

De todos modos, el porcentaje más bajo que registró el Frente Nos fue en la provincia de Catamarca, donde sólo recolectó el 1,03 por ciento con sus escasos 1.953 respaldos en las urnas que le valieron el quinto puesto.

En Córdoba y Santa Fe también se registraron buenos aportes numéricos a la cifra nacional: 59.028 y 59.250 votos, respectivamente.

Aunque en uno de los spots Gómez Centurión y Hotton instaban a votarlos “para que las dos vidas definan la elección de octubre” y así ganar importancia en la polarización, el contundente triunfo del precandidato por el Frente de Todos, Alberto Fernández, aplastó esa intención “celeste”, que cuenta con el apoyo de sectores de la iglesia evangelista.