Autoplanes de Ahorro: promesas y un sueño cada vez más lejos

Los planes de ahorro siempre fueron la única alternativa para los sectores de menores recursos de acceder a un auto 0 km. Desde hace poco más de un año, las desmedidas subas en los valores de las cuotas y muchísimas irregularidades obligaron a los ahorristas a agruparse y autoconvocarse para ir a la Justicia y organizar protestas. Se estima que son más de 6.000 los afectados en todo el país.

La fuerte caída en las suscripciones arrancó en abril de 2018 con una baja de 2,9%, que en mayo ya trepó al 14%; en septiembre la caída fue del 50,9%, y en diciembre fue de 56,2%, según un informe de la Asociación de Concesionarias de Automotores de la República Argentina (ACARA).

Autoconvocados Planes de Ahorro es uno de los grupos de Facebook creados desde Córdoba en octubre pasado, y ya tiene 6750 integrantes, uno de los tantos que están activos. Cuenta con 9 coordinadores y grupos de whatsapp desde donde ya organizaron varios escraches en concesionarias y presentaron amparos.

Si bien son muchos los problemas, el más preocupante es la alarmante suba de los valores de la cuota que en muchos casos hasta se cuadruplicó. Otro tema no menor es que las principales automotrices dejaron de hacer algunos modelos y los reemplazaron por otros mucho más caros.

En el mismo grupo, todos pagan lo mismo pero reciben distintos autos

Valeria Vera es la abogada de Felipe Farías, quien entró en un plan de ahorro por una camioneta Fiat Toro Freedom 2.0 Diesel 4×2. En julio de 2017 pagaba una cuota de $4717 que en diciembre del mismo año pasó a $8133.

En enero de 2019, la cuota pasó a ser de $20.363. Se cuadruplicó el valor en apenas, un año y medio.

“Como esa camioneta salió defectuosa, la retiraron de la venta y al resto de los ahorristas, le entregan otro modelo de una mejor gama. Iniciamos dos mediaciones en el Servicio de Conciliación Previa en las Relaciones de Consumo (Copec), por la suba desmedida y por los problemas de su camioneta”, explica la abogada Vera.

Como los planes de ahorro son grupos solidarios, se da el caso en el que alguno de los miembros licitó o ganó por sorteo un modelo base, mientras otros miembros del grupo recibirán uno de una gama más alta. El problema es que la cuota crece no sólo por la inflación y la devaluación, sino porque los nuevos modelos, que sólo reciben algunos, tienen un precio mucho más alto.

La cordobesa Rocío Martínez es la administradora de Autoconvocados Planes de Ahorro. La desesperación por no poder pagar las cuotas hizo que buscara conectarse con más damnificados. “Es una situación insostenible, somos trabajadores de clase media, en los últimos dos años las cuotas pasaron de $2500 a $14.000. Estoy trabajando de remisera y de peluquera, pero no me alcanzan los oficios para poder pagar la cuota, ya debo dos cuotas”, contó angustiada a BAE Negocios.

En Córdoba se organizaron para pedir que la Legislatura se ocupe de reglamenta

Relató que hace un año y medio le entregaron un Siena, pero como la automotriz no lo fabrica más, al resto del grupo le dieron un Cronos. “Tengo un Siena y pago la cuota de un Cronos. Pago hace dos años y medio y debo lo mismo, fue tanto el aumento que es como si no hubiese pagado nada. Me obligan a contratar un seguro contra todo riesgo con valores más altos que los del mercado y si me roban el auto, el seguro le paga a la concesionaria un valor real que no es el que nos cobra la concesionaria. Por lo tanto si me lo roban, me quedo sin auto y con deudas”, señaló Martínez.

Cada vez son más los autoconvocados que se van sumando. Córdoba es la provincia más activa que realizó más escraches a concesionarias. Las protestas se replican en Entre Ríos, Santa Fé, Chaco, La Rioja, Tucumán y Salta. En Córdoba realizaron un amparo colectivo por las subas de cuotas pero fue rechazado, sin embargo los autoconvocados apelaron y están esperando la resolución.

En una de las últimas manifestaciones frente a los Tribunales Federales de Córdoba, le reclamaron a los jueces por el amparo presentado y le pidieron al gobernador Juan Schiaretti que los ayude a llegar al Congreso para que diputados y senadores aprueben una ley que los proteja. La queja principal es que cuando acuden a las asociaciones de defensa del consumidor, muchas veces se encuentran con que todo está en la letra chica del contrato que denuncian como abusivos.

Alberto Schmal es otro administrador del grupo de Facebook. Ingresó al plan de ahorro porque soñaba con un Fiat Palio. Se lo entregaron, pero paga la cuota como si tuviera un Fiat Argo porque su modelo se discontinuó. “Deberían reagruparnos para que todos paguemos por el auto que tenemos, habría menos reclamos. Tengo las cuotas al día, pero me cuesta mucho pagarlas. No puedo dejar de pagarlas porque sino me quedo sin el auto y con deudas, encima ejecutan a los garantes. No hay manera de zafar, ni devolviendo el auto”, explicó.

Los casos se repiten en todo el país. Cuando un ahorrista de autoplan no puede pagar las cuotas, su vida se convierte en una pesadilla. Corren el riesgo que la compañía les ejecute la prenda y les quite el auto. Pero no termina ahí, cuando reciben el auto ya sea por sorteo o licitación, algunas concesionarias les piden uno o dos garantes.

Andrea Williams es coordinadora del grupo autoconvocados de la provincia de Buenos Aires, reúne a 250 personas que se comunican a través de las redes y el whatsapp. “En junio pagaba una cuota de $7000 por un VW Up 3 puertas; hoy estoy en $12.500, pago la cuota de un 5 puertas. Debo dos cuotas, desde diciembre me está llamando un estudio jurídico y me acosan. Me llaman al celular y al teléfono de línea en el mismo momento, me amenazan con llamar al garante y pasarme a la vía legal. Me exigen que saque un préstamo y me ponga al día. No quiero dejar de pagar, pero me cuesta mucho”, relató angustiada.

Las movilizaciones llegaron frente a los tribunales para pedir un amparo
En la Ciudad de Buenos Aires, el COPREC es una instancia obligatoria antes de llegar a un juicio. Hay 250 personas que recurrieron en busca de una mediación. Esta entidad tiene la potestad de conciliar los problemas de consumo, resolver y aplicar multas. Esta entidad gubernamental protege los derechos basada en la nueva ley de defensa del consumidor.

La abogada Silvia Novo defiende a 250 personas que están pagando un plan de ahorro y o no pueden seguir pagando las cuotas por las subas abusivas o pagan una cuota no acorde al modelo que recibieron. “Hay casos en que ni se están entregando los autos, han grupos que sabemos que se han caído porque la gente no puede pagar. Cuando no pagan reciben toda clase de llamados intimidatorios. Tengo el caso de un señor, que llamaron a su hijo de 15 años para decirle que le diga a su padre que pague. Vuelven locos a los deudores”, señaló la abogada.

“No es lícita la manera de cobrar de los estudios contratados por las concesionarias y automotrices, no se los puede acosar, menos con los aumentos de cuotas que son excesivos. El que atraviesa este acoso tiene un daño psicológico tremendo. En muchos casos, cuando pagan lo que les dicen que adeudan, después les informan que sólo pagaron los honorarios de los cobradores”, dijo la abogada.

La situación para muchos es desesperante. Gimena Gilardoni, prefiere cambiar su apellido por temor a represalias, explicó: “Desde abril pasado las cuotas comenzaron a subir, ante cualquier queja la concesionaria se desliga, sólo te venden el plan. Cuando entré al plan me dijeron que las cuotas como mucho subirían $1.000 anuales y por mes me aumenta más que eso. La gente tiene miedo, los estudios de abogados los amenazan con hacerles una contrademanda si van a la Justicia. Estamos desamparados”.

En las concesionarias, prefieren el silencio. La única alternativa es agruparse para poder reclamar una medida colectiva.

Si no alcanza

■ Si no se puede pagar las cuotas y todavía no se accedió al auto, hay que dar de baja el plan antes que caiga solo. Se recuperará la cuota pura pagada recién cuando terminen los 84 meses contemplados en el plan de ahorro.

■ Si se adeudan cuotas y ya se obtuvo el auto, la situación se complica. Hay que ir a la Justicia porque se puede perder el vehículo. El abogado puede pedir una medida cautelar que le permita al afectado seguir pagando una cuota razonable mientras se discute la legalidad de los aumentos dispuestos por las automotrices.

Antes de contratar

Hay que mirar con lupa la letra chica. Averiguar si son necesarios garantes, qué pasa si no se puede pagar la cuota, cuándo pueden ejecutar la prenda. Tener en claro que los vendedores buscan sólo su comisión por la venta y pueden ocultar información. Hay que saber que el valor de la cuota sube al ritmo del valor del auto, aunque ya haya sido entregada la unidad. Hay que mirar con lupa cada cobro para poder detectar problemas. Saber que si el modelo se deja de fabricar lo pueden cambiar sin notificar si no supera el 1,9% del valor, si no deben llamar a una asamblea.