Ex directivo de PDVSA aseguró que el procesamiento Santoro cierra un capítulo y le brinda “tranquilidad”

El ex directivo de Petróleos de Venezuela S.A. (PDVSA) Gonzalo Brusa Dovat aseguró hoy que el procesamiento del periodista Daniel Santoro en la causa donde se investiga un presunto espionaje ilegal “cierra un capítulo” y le brinda “tranquilidad”.

“Es el fin de un capítulo, de una etapa, los hechos van saliendo a la luz. La Justicia comprobó ciertos hechos, es una ratificación positiva, y me da más tranquilidad”, manifestó el ex director de Logística de la firma energética.

En diálogo con Radio El Destape, Brusa Dovat consideró que la decisión del juez Alejo Ramos Padilla está basada “en cuestiones ya concretas y pruebas”.

“Es una primera etapa que concluye y demuestra ciertos aspectos de lo que me pasó”, añadió.

Brusa Dovat aseguró que fue “presionado para hacer una nota” periodística durante una reunión con Santoro y el detenido operador judicial Marcelo D´Alessio.

“D´Alessio siempre se presentó como un amigo y compañero de trabajo donde se complementaban y trabajó en libros que hizo Santoro. El mismo día de la entrevista lo presentó como amigo y compañero de trabajo”, señaló.

Y agregó: “Es lo que ambos me relataron a mí. Había mucha familiaridad entre los dos”.

Asimismo, destacó que toda la situación le acarreó numerosos inconvenientes tanto en lo comercial como en lo laboral: “Desde lo personal fue un infierno, me destruyeron. Todo esto se vivió de una manera muy difícil. Trato de rearmar mi vida cómo puedo, estoy trabajando fuera del país. Tuve que salir y rearmar mi vida laboral en el exterior”.

El juez federal de Dolores Alejo Ramos Padilla procesó el pasado miércoles a Santoro y le trabó un millonario embargo por la presunta comisión de los delitos de presunta tentativa de extorsión y coacción, a la vez que le dictó la falta de mérito respecto a la acusación por asociación ilícita.

En los considerandos de la medida, el magistrado tuvo en cuenta los cruces de mensajes entre D´Alessio y el periodista en los que habla de “ablandes” a testigos, “puesta en pánico” o bien cómo se iba a manejar en las distintas operaciones e inteligencia.