La coparticipación a las provincias, casi a mano con la inflación en febrero

Ciwk9HuWYAEaDryLas transferencias a las provincias en concepto de Coparticipación Federal de Impuestos alcanzó en febrero a un total de $ 105.862 millones, un 48,5% más que el mismo mes de 2018, lo que representa una caída en términos reales del 1,1% por la inflación acumulada en el período, pero a su vez 8,1% puntos porcentuales más que la recaudación obtenida por la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP).

Para que los giros a las provincias superaran a los recursos obtenidos por el Estado nacional, a pesar de la reimplantación de retenciones que no se coparticipan, fue decisivo el incremento de 3 puntos porcentuales por año dispuesto en el “Acuerdo por el Nuevo Federalismo” de 2016, por el que se dispuso el reintegro gradual del 15% de la masa coparticipable que se destinó al financiamiento de la ANSES entre 1992 y 2015.

La consultora Economía & Regiones puntualizó además que los aumentos porcentuales interanuales a las provincias no evolucionaron de manera homogénea y, como es habitual desde el año pasado, la provincia de Buenos Aires fue la más favorecida, con el 69,3%, por los cambios establecidos en el Consenso Fiscal de noviembre de 2017.

La entidad dirigida por Diego Giacomini advirtió que en el aumento interanual del 48,5% debe tenerse en cuenta que el mes pasado hubo dos días hábiles más que en febrero de 2018 y si se corrige ese efecto “el crecimiento nominal habría sido de 33,6%, con una mayor caída en términos reales del 11,8%”.

En la evolución porcentual desigual de las provincias operan diferentes factores:

1.- El fallo de la Corte Suprema de Justicia de noviembre de 2015 que obliga a dar a Córdoba, Santa Fe y San Luis el 15% destinado a la ANSES en forma completa y no gradual como a los 21 distritos restantes, por lo que la base de comparación de esas tres provincias es mayor a la del resto y, en consecuencia, menores los porcentajes de aumento, con 40,5% para Córdoba, 42% para Santa Fe y 39,5% para San Luis.

2.- El Consenso Fiscal de 2017 dejó sin efecto el tope de 650 millones anuales para la provincia de Buenos Aires establecido desde 1995 en el Fondo del Conurbano. Al retornarse a la modalidad de distribución sin topes, el estado gobernado por María Eugenia Vidal recuperó parte de lo reclamado en las últimas 2 décadas y por eso su aumento fue del 69,3%. De lo contrario, el incremento habría sido del 43,4%, casi 7 puntos debajo de la inflación.

3.- La Ciudad de Buenos Aires volvió a tener el menor incremento porcentual (34,7%) debido a una corrección en el coeficiente de distribución secundaria, que estuvo mal aplicado en el primer trimestre de 2018. En consecuencia, a partir de abril sus porcentajes se alinearán con los del resto.

4.- San Luis y La Pampa no reciben las compensaciones dispuestas en el Consenso Fiscal, en el primer caso por no haberlo suscripto y en el segundo porque la Legislatura provincial no aprobó la adhesión. (ANP)