Los mártires que serán beatificados fueron gente que se enamoró de Dios, dijo el obispo riojano

El obispo riojano, Dante Braida, afirmó hoy que los mártires riojanos que serán beatificados el sábado por representantes del papa Francisco “fueron gente que se enamoró de Dios” y que “con errores como todos, descubrieron la presencia de Dios y pusieron, en primer lugar, la caridad en el otro”.

Braida se refirió así a la beatificación del obispo Enrique Angelelli, al sacerdote diocesano Gabriel Longueville, del sacerdote de la Órden de los Frailes Menores Conventuales, Carlos de Dios Murías y del laico sanluiseño Wenceslao Pedernera, asesinados durante la dictadura militar en La Rioja.

Braida destacó a la prensa local la inauguración de las carpas con actividades en honor a los mártires y destacó que “es importante descubrir el espíritu que a ellos los movía, eran personas de fe, de una amistad profunda con Dios”.

“Todos deben saber que eran personas que caminaban con el pueblo, se nutrían de caminar con los demás y se entregaron para vivir un mundo más justo e inclusivo”, indicó.

El obispo precisó además que ya se inauguraron “las carpas en la plaza 25 de Mayo donde la gente que llegue a la beatificación de nuestros mártires podrá conocer la historia de cada uno de ellos con conferencias, libros y distintas actividades”.

En tanto, fuentes del Obispado informaron a Télam que llegará una numerosa comitiva para asistir especialmente a la beatificación del sacerdote Gabriel Longeville y también de otros países y provincias argentinas.

Longueville fue un sacerdote de la orden franciscana nacido el 18 de marzo de 1931 y asesinado durante la dictadura militar el día 18 de julio de 1976, cuando misionaba en Argentina.

La ceremonia de beatificación de Angelelli, Longueville, Murías y Pedernera, se realizará en el predio del Gobierno de La Rioja, el Parque de la Ciudad, un lugar utilizado por la comunidad de la provincia para caminar, correr, o estar al aire libre.

El Gobierno provincial puso a disposición gratuita para todas aquellas personas que deseen participar de la beatificación los colectivos urbanos.

Esto será desde el sábado a las 6 hasta dos horas después de finalizado el evento, y en el trayecto que va desde la céntrica plaza 9 de Julio hasta el Parque de la Ciudad.

La misa de beatificación de los mártires será a las 10 y desde la madrugada esta previsto la llegada de gente, mientras que desde las 8 comenzarán actividades para que puedan participar los grupos que llegaran especialmente a la provincia.

Los concurrentes podrán apreciar también en el Parque de una ambientación a través de la música e imágenes imponentes de los distintos santos de los que los fieles riojanos son devotos, y en especial de San Nicolás de Bari, el santo patrono de La Rioja.