El candidato de Sergio busca que desista el hombre de Cristina con Alberto en el medio

Alberto Fernández, el candidato presidencial ganador de la PASO, sumó este domingo un inusual problema político desde La Rioja. Es a raíz de la candidatura de Ricardo Quintela bendecido por el gobernador Sergio Casas y del lanzado a la gobernación, el diputado nacional Luis Beder Herrera, un hombre leal de la senadora nacional Cristina Fernández de Kirchner.

Este domingo, el celular de Fernández se cargó de mensajes riojanos por la decisión de Casas para lanzar la candidatura de Quintela acompañado por Florencia López, la intendenta de Arauco.

El sábado por la tarde, desde la finca de Anguinán, Beder Herrera ratificó su candidatura a la gobernación con partido propio y lo informó a Buenos Aires. El gobernador de Tucumán, Juan Manzur, es la mano derecha de Fernández y ex ministro de Cristina, y escuchó en persona la historieta riojana.

Quintela se comprometió en un encuentro con el gobernador en la Residencia Oficial de llegarse hasta la casa de Beder Herrera para que desista de su campaña electoral. Sin embargo, el bederismo comenzó el sábado del lanzamiento de la fórmula casista con una serie de contactos concretos en la Legislatura y en los municipios.

El gobierno de La Rioja teme que la opinión de Cristina lleve a la provincia a la misma situación de Chaco. Allí la lista del gobernador chaqueño Domingo Peppo se cayó y se priorizó el trabajo territorial del intendente de Resistencia, el ex ministro cristinista, Jorge Capitanich.

El fin de semana sobrevoló además el voto contra la resolución 125 por las retenciones al campo del 2008, donde la ex senadora Teresita Quintela, hermana del candidato casista, provocó un duro golpe a la ex presidenta.

Teresita Quintela se había comprometido ante Cristina de acompañar la decisión política del gobierno, pero luego en el recinto votó en contra. A raíz de ello, el ex vicepresidente Julio Cobos debió desempatar con el resultado conocido.

La senadora y candidata a vicepresidenta ganadora, que se encuentra en Cuba, no se olvida de esos días de tensión. Obviamente, Beder Herrera juega con esa historia, mientras que el gobierno de La Rioja sostiene que ellos tienen el acuerdo de boleta para llevar la fórmula presidencial vencedora.

A todos los problemas que tiene Alberto Fernández se le suma la puja entre Quintela, el referente de Casas, y Beder Herrera, el leal de Cristina.